presiona trump

Presiona Trump al congreso para anular el ‘Obamacare’

Nueva York. En su carrera para anotar más “logros” en sus primeros 100 días, el presidente Donald Trump presionó al congreso para impulsar la anulación de la reforma de salud de su antecesor y aprobar incrementos dramáticos en gasto militar y “seguridad fronteriza”, mientras que se reunió con su “buen amigo” el presidente argentino y buscó distanciarse de su ex amigo el ex asesor de Seguridad Nacional quien ahora está bajo investigación formal del Pentágono por recibir pagos de un gobierno extranjero.

La batalla política inmediata gira en torno a la aprobación del gasto federal antes de la medianoche del viernes para evitar un “cierre” del gobierno federal y la negociación de varias iniciativas desde un nuevo intento para anular el llamado Obamacare a procurar fondos para la “seguridad fronteriza” (ya se descartó, por ahora, fondos para el muro en sí) y para los militares.

La Casa Blanca desea evitar a todo costo un “cierre” (si no se aprueba la medida, se suspende la mayor parte de las operaciones del gobierno federal, salvo las que se consideran como “críticas”, incluyendo todo lo que tiene que ver con seguridad nacional y pública), ya que sería percibido como una derrota política para el autonombrado “gran negociador”.

Los demócratas, por su parte, están amenazando con rehusar aprobar la medida, y con ello jugar con el cierre del gobierno, para intentar frenar la anulación de la reforma de salud, entre otras cosas.

No sorprende, por lo tanto, que la táctica de Trump es culpar a los demócratas de casi todo, incluso de poner en riesgo al país. En sus tuits de esta mañana, comentó: “prometí reconstruir nuestras fuerzas militares y asegurar nuestra frontera. Los demócratas quieren clausurar el gobierno. ¡Politiqueo!”, y en otro acusó que “los demócratas antes apoyaban la seguridad fronteriza – ahora quieren que ilegales se viertan a través de nuestras fronteras”.

Pocos creen que se permitirá un “cierre”. De hecho, el liderazgo republicano cuenta con la opción de aprobar una medida temporaria -la cual ya está lista- para permitir que continúe operando el gobierno por otra semana mientras continúan las negociaciones sobre la aprobación de la medida final que financiará al gobierno de aquí hasta el fin del año fiscal el 30 de septiembre.

Mientras tanto, el escándalo sobre corrupción e influencia extranjera con que nació la administración de Trump se amplió al darse a conocer que el Inspector General del Pentágono inició una investigación formal sobre el ex general Michael Flynn -el primer asesor de Seguridad Nacional del presidente quien fue obligado a renunciar en febrero- por pagos que recibió de gobiernos extranjeros después de que se retiró del Ejército. Flynn aparentemente ocultó los pagos, en particular uno por un discurso que ofreció en Rusia en un evento para la televisora RT en 2015 (se sentó junto a Vladimir Putin) y otros por trabajo de cabildeo para el gobierno de Turquía.

Por otro lado, Trump hoy dio la bienvenida a la Casa Blanca a su “buen amigo” y “gran líder” Mauricio Macri, presidente de Argentina. Se reportó que ambos tienen una relación personal de años como empresarios. Según Timothy O’Brien, experto sobre la historia de Trump, escribiendo en Bloomberg, el ahora presidente tuvo una conflictiva y finalmente hostil relación con el padre de Macri, Francisco, por pugnas sobre propiedades en Nueva York en los ochenta. Trump hasta se burló del padre, comentando que era “un ignorante”. Más recientemente, hace un año, Mauricio Macri caracterizó a Trump como “completamente loco”. Por otro lado, Trump tiene negocio en Argentina, donde su empresa está construyendo una torre.

Trump pronosticó que sus dos países serán “grandes amigos, mejor que nunca antes”. Según la Casa Blanca, los mandatarios abordaron temas bilaterales y regionales, incluyendo comercio, esfuerzos antinarcóticos y lavado de dinero, pero también tocaron la situación política en Venezuela. Trump dijo que “es muy triste ver lo que está ocurriendo” en Venezuela.

Vía La Jornada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *