Coinciden Obrador y Harris en ayudar a Guatemala, El Salvador y Honduras, para “contener” la migración

GMx

Con todo y el mismo comentario hecho ante Joe Biden, “tan lejos de Dios y tan cerca de Estados Unidos”, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, tuvo una conversación virtual con la vicepresidenta del vecino del Norte, Kamala Harris, en la cual hizo un llamado para que las administraciones de ambos países trabajen en unidad y sin confrontaciones.

Aunque reconoció que durante la historia de las naciones ha habido momentos de tensión, resaltó que los lazos de amistad son más fuertes y que al compartir una frontera de 3 mil kilómetros deben priorizar el entendimiento antes que pelearse.

“(La migración) es un tema que le importa mucho al Presidente Biden porque decidió nombrarle a usted, comisionarle a usted, vicepresidenta de Estados Unidos, para atender este asunto que es desde luego de todo nuestro interés por las relaciones políticas históricas de amistad, a veces de diferencias.

Pero, tenemos una frontera que nos une de más de 3 mil kilómetros y tenemos que buscar el entendimiento, no pelearnos”, señaló López Obrador, quien horas antes, en su mañanera había acusado a la Embajada de Estados Unidos en México de financiar a grupos contrarios a su gobierno como la organización Mexicanos contra la corrupción.

La reunión se concentró en el tema migratorio de los países centroamericanos a la Frontera Sur de Estados Unidos y México.

El presidente López Obrador propuso la extensión del programa Sembrando Vida en El Salvador, Honduras y Guatemala con el financiamiento de Estados Unidos para mitigar los flujos migratorios.

“Entonces, nos vamos a seguir entendiendo, tenemos muchas cosas en común y estamos de acuerdo con la política que ustedes están emprendiendo en materia migratoria y nosotros vamos a ayudar, pueden contar con nosotros”, lanzó el mandatario.

Estados Unidos, dentro un paquete de ayuda migratoria, ofreció destinar 4 mil millones de dólares a los países centroamericanos a fin de atacar los problemas de fondo, como la crisis climática y la inseguridad, y motivar que los ciudadanos de El Salvador, Honduras y Guatemala dejen sus lugares de origen.

En su intervención, la vicepresidenta Harris afirmó que es del interés de Estados Unidos dar asistencia a las naciones centroamericanas, que motiva la salida de la mayor parte de los migrantes que buscan llegar a su país.

“Es interés mutuo de nuestros países, de brindar asistencia inmediata al Triángulo Norte y enfrentar las causas de fondo de la migración. La gente cuando se van a sus casas es porque están huyendo de algo o porque no tienen oportunidades en sus países”, expuso.

“Así que es en el interés mutuo el enfrentar algunas de estas causas de fondo y debemos seguir trabajando en encuentros bilaterales y multilaterales”.

(Con información de Forbes.Com)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *