Desacralizan la Biblioteca Burgoa con la primera exposición de libros para niños de Kitamura y Meschenmoser

GMx

Los ilustradores Satoshi Kitamura y Sebastian Meschenmoser desacralizaron ayer la Biblioteca Francisco de Burgoa, ubicada en el Ex Convento de Santo Domingo, al inaugurar por primera vez en este recinto, que data del siglo XVI, una exposición de sus libros y algunas de sus obras originales.

Entre libros antiguos y algunos incunables que proceden de antes de la Colonia, Kitamura y Meschenmoser apreciaron joyas bibliográficas que forman parte de este recinto, al tiempo que atendían a sus pequeños lectores firmando sus libros con algún dibujo de sus personajes favoritos.

En representación de Isabel Grañén Porrúa, directora de la Biblioteca Burgoa,  Verónica Loera leyó un texto en el que la también presidenta de la Fundación Alfredo Harp Helú Oaxaca destaca que se unieron a los festejos por los 25 años de A la Orilla del Viento “en un intento por construir un puente que una al público infantil con el universo de los libros antiguos”.

 Al respecto, agregó que es tiempo para propiciar en los niños el interés por la historia y por la tradición editorial más antigua, apoyados con las muestras de dos artistas contemporáneos como Kitamura y Meschenmoser.

“Es momento de entablar lazos afectuosos entre México y otros países. Pasado y presente; niños y adultos; Japón, Alemania y México en un mismo espacio de cariño hacia los libros y las ilustraciones. En esta exposición podemos apreciar que el fuerte vínculo que nos une está tejido, en gran medida, por la ciencia, la cultura, el arte y el conocimiento”.

 Por su parte, Socorro Venegas, coordinadora general de Obras para Niños y Jóvenes del Fondo, dijo que esta muestra es un homenaje también a la destacada trayectoria de ambos ilustradores en la literatura infantil.

 “Para ampliar el diálogo entre nuestras culturas, la japonesa, la alemana y la mexicana, además de disfrutar de las ilustraciones y libros de Satoshi y Sebastian, exhibimos una edición en japonés del Popol Vuh, ilustrada por Diego Rivera, y una edición de Utagawa Hiroshige con estampas originales, más un libro sobre el primer viaje de la Comisión Astronómica Japón-México”, explico la editora para niños del Fondo.

 Venegas también destacó que en esta exhibición se puede observar una edición de la obra de Humboldt con láminas de sus expediciones; libros de Hans Lens, alemán que transformó la industria papelera en México; y una exhibición del trabajo del arquitecto, ingeniero y fotógrafo Teobert Maler, reconocido por haber retratado de forma maravillosa las ruinas prehispánicas mesoamericanas, en especial las de Mitla, aquí en Oaxaca.

 Antes, con la participación de más de 20 niños, Satoshi Kitamura ofreció un Taller de Ilustración en la BS Biblioteca Infantil de Oaxaca, donde trabajaron a partir de su libro ¿Qué le pasa a mi cabello?, publicado por el Fondo de Cultura Económica, y también disfrutaron de las historias que este artista les contó a través de su teatro Kamishibai, con el que se entusiasmaron y participaron de manera muy activa.

 El ilustrador japonés se encuentra de visita en Oaxaca junto con su colega alemán Sebastian Meschenmoser, para participar en una serie de actividades por los 25 años de la Colección A la Orilla del Viento, organizadas de manera conjunta por el Fondo, la Fundación Alfredo Harp Helú y la Feria Internacional del Libro Infantil y Juvenil.

 Tras su participación el miércoles en el 2º Seminario Internacional de Ilustración, que tuvo lugar en San Agustín Etla, el ilustrador japonés deleitó este jueves a sus pequeños lectores, niños entre 7 y 12 años, quienes todo el tiempo dieron muestra de su conocimiento sobre los personajes que habitan los libros de Satoshi, desde Alex quiere un dinosaurio hasta ¡Me perdí!, pasando por Ardilla tiene hambre, Pato está sucio, Gato tiene sueño, Igor. El pájaro que no sabía cantar, Pablo el artista, Perro tiene sed, ¿Yo y mi gato? y ¡A comer!

Sobre los ilustradores

 Satoshi Kitamura nació en Tokio, Japón, en 1956. Desde muy joven fue un lector entusiasta de historietas. Empezó ilustrando anuncios, revistas y carteles informativos; a partir de 1981 comenzó a ilustrar libros infantiles y, además de escribir sus propias historias, colaboró con la autora de origen sudafricano Hiawyn Oram ilustrando sus textos. Sus obras han sido traducidas a varios idiomas y han recibido importantes premios, entre ellos el Mother Goose Award y el Premio de Libro Ilustrado de Japón, que obtuvo por su primer libro, Fernando Furioso. Con el Fondo de Cultura Económica ha publicado los títulos: Alex quiere un dinosaurio, Ardilla tiene hambre, En el desván, ¿Qué le pasa a mi cabello?, Pato está sucio, Gato tiene sueño, Igor. El pájaro que no sabía cantar, Pablo el artista, Perro tiene sed, ¿Yo y mi gato?, ¡A comer! y ¡Me perdí!

 Sebastian Meschenmoser es ilustrador y autor alemán. En 2001 comenzó a estudiar artes visuales en Maguncia y en la Escuela Superior de Dijon. En 2005 publicó su primer libro Fliegen lernen(Aprender a volar) en la editorial Esslinger. En 2007 apareció Herr Eichhorn und der Mond (Martín y la luna, publicado en México por el Fondo de Cultura Económica) y que llegó a ser nominado para el Premio Alemán de Literatura Juvenil. En 2015, nuevamente fue nominado para el Premio Alemán de Literatura Juvenil con Gordon und Tapir (Gordon y el tapir) e ingresó a la selección del White Ravens 2015 del mismo año. Hasta la fecha ha escrito e ilustrado 11 libros que se han traducido a 15 idiomas.Herr Eichhorn und der erste Schnee (Martín y la primera nevada) recibió el Premio Pincel de Plata en el Rijksmuseum Amsterdam en 2008. Con el FCE tiene los libros, 3 deseos para el señor Pug, El estambre mágico del señor Pug y la serie de Martín y sus amigos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *