El fondo detrás del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles

El tiempo apremia y eso lo saben muy bien los ingenieros militares que supervisan y dirigen las obras de lo que será el Aeropuerto Internacional de Santa Lucía “General Felipe Ángeles”, poco más de 3 meses han pasado desde que se iniciaron con los trabajos y actualmente se trabaja en varios puntos del aeropuerto al mismo tiempo, es un gran esfuerzo ya que el AIFA será casi 3 veces más grande que el AICM.

Desde el inicio se presentaron retos, por ejemplo, se tuvo que modificar la orientación de las pistas para que el Cerro Paula y la Sierra de Guadalupe no presentaran riesgo para los despegues y aterrizajes de las aeronaves, con esta decisión, hoy se están construyendo dos pistas que podrán funcionar de manera simultánea, a comparación del AICM donde esto no es posible.

Con una longitud de 4,500 metros, las pistas de Santa Lucía serán de las más grandes del país, permitiendo que aeronaves de gran tamaño aterricen y despeguen sin problemas, el General Gustavo Vallejo, uno de los responsables del proyecto, precisó que en una primera etapa el aeropuerto tendrá capacidad para atender a 20 millones de pasajeros, para lograr esto es necesario un aproximado de 44 posiciones, esto significa la forma en la que se deben acomodar los aviones, ya sea conectados directamente al edificio terminal, con aeropasillos o en posiciones remotas de espera.

El sistema metropolitano de aeropuertos constará de 3 principales, el Aeropuerto Felipe Ángeles, el AICM y el AIT, para que esto pueda ocurrir se debe contar con un nuevo sistema de aeronavegación que permita la operación simultánea de todos los aeropuertos, sin riesgo de colisión de los aviones, que tendrán que volar a diferentes altitudes. Este nuevo sistema está siendo diseñado con ayuda de la empresa NavBlue, la Fuerza Aérea Mexicana y expertos de la SENEAM, su avance es de 85%.

Con este nuevo sistema de aeronavegación cada aeropuerto contará con sus propias rutas de aterrizaje y despegue en diferentes vectores y con diferentes alturas, esto permitirá tener varias llegadas al Valle de México, también representará que los aviones no tengan que estar sobrevolando el aeropuerto esperando su turno para poder aterrizar.

Con respecto al avance de las pistas, el General Vallejo informó que “hay 4.5 metros de profundidad de material que ya fue evacuado y traído a este lugar, material limpio de banco debidamente compactado para soportar el peso de los aviones, la pista tiene 45 metros de ancho, más márgenes de seguridad de 7 metros y 4.5 metros de mejoramiento del terreno y está listo para recibir concreto hidráulico, la capa última resistente.”

Continuando con los aspectos normativos de las pistas, el General Vallejo indicó que “Vamos a tener una capa de 40 cm de un concreto diseñado especialmente. Después otra capa de concreto de 20 cm, una base hidráulica de otros 20 cm y la estructura de material mejorado de 4 metros de espesor” esto permitirá que aviones de gran tamaño, como el Boeing 777 puedan aterrizar o despegar de manera segura.

También se contará con novedades en cuanto a materiales para mitigar los efectos de un posible sismo, por ejemplo, el edificio terminal de más de 220 mil metros cuadrados será de acero, tendrá una cimentación profunda de hasta 16 metros de profundidad, además, entre esta cimentación y la estructura habrá aislante sísmico, que permitirá desasociar el movimiento de la tierra con el de la estructura, esto reducirá el nivel de daño que podría causar un temblor en la terminal.

En cuanto a las conexiones del AIFA, se está planeando ampliar hasta ese lugar el Tren Suburbano, también las autopistas como el Circuito Exterior Mexiquense y la México-Pachuca, así como diseñar transportes de pasajeros que lleguen desde el centro de la CDMX.

Finalmente, el General Vallejo pidió que se tenga confianza en las acciones que se están realizando, que “Santa Lucía es un proyecto viable y será un digno portal de entrada de México con el mundo, un motivo para hacernos sentir orgullosos a todos los mexicanos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *