Los cristianos de “bolsillo” son verdaderos: Papa Francisco

1920x1080xpapa-francisco-ateus.jpg.pagespeed.ic.XgcAkJLHwQ

Notimex

Ciudad del Vaticano.- El Papa Francisco aseguró hoy que “cuando la conversión llega a los bolsillos” es segura, porque muchos fieles son cristianos “de corazón” y “de alma”, pero son pocos los “cristianos de bolsillo”.

Esto durante el sermón de su misa privada matutina, que celebró en la capilla de la residencia vaticana de Santa Marta, donde se refirió al personaje bíblico de Zaqueo, el cobrador de impuestos odiado por los judíos que cambia de vida gracias a Jesús.

“Era uno como tantos dirigentes que conocemos: corruptos. En vez de servir a su pueblo, explotan al pueblo para servirse a sí mismo. En el mundo hay algunos… Y la gente no lo quería. Esto, sí, no era tibio; no estaba muerto”, señaló.

“Estaba en estado de putrefacción. Corrupto. Pero sintió algo dentro: Pero, este sanador, este profeta que dicen que habla tan bien, yo quisiera verlo, por curiosidad’. El Espíritu Santo es astuto eh! Y plantó la semilla de la curiosidad, y ese hombre para verlo también hace un poco el ridículo”, agregó.

Recordó que Zaqueo no tuvo vergüenza y por ver a Cristo se subió a un árbol. Entonces cambió el corazón, se convirtió y prometió devolver cuatro veces lo que había robado como recaudador de impuestos.

“Cuando la conversión llega al bolsillo, es segura. ¿Cristianos de corazón? Sí, todos. ¿Cristianos de alma? Todos. Pero, cristianos de bolsillos, pocos eh! Pocos. Pero la conversión aquí llegó en seguida: la palabra auténtica. Se ha convertido”, ponderó.

El Pontífice instó a los fieles a cuestionarse si son “cristianos de apariencia”, si están “vivos dentro” y tienen una vida espiritual verdadera.

Según el Papa, muchos piensan que si todo en su vida “se ve bien”, si tienen una “buena familia, si la gente no habla mal de ellos, si tienen todo lo necesario, están casados por la Iglesia y están “en gracia de Dios”, pueden estar tranquilos.

Pero tronó: “Las apariencias! Cristianos de apariencia. Están muertos! Convertirse es pasar de las apariencias a la realidad. Del calor al fervor”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *