El México del PRI

A pocos sorprendió el resultado de las elecciones recientes. Acostumbrados a eslóganes tipo, «Lo hecho en México está bien hecho», e inmersos en unos niveles de corrupción ni creíbles ni mensurables, pero reales, muchos resultados poco fiables, como las victorias del PRI en el Estado de México y en Coahuila, pese a todo, acaban aceptándose; es la pura y cruda realidad. Y si, la maquinaria del PRI hace honor al eslogan: «Lo hecho en México está bien hecho: los fraudes electorales del PRI, pese a todo, triunfan». Una semana después de la votación, tras el triunfo del PRI en el Estado de México y en Coahuila, los medios siguen rompiéndose la cabeza para externar su opinión. Las detenciones de Javier Duarte, Roberto Borge y Tomás Yarrington no consuelan. Su detención, cercana a los procesos electorales ofende: demasiada casualidad entre las fechas de las capturas y el 4 de junio.
Pan y circo ha sido una de las bazas del PRI. Panem et circenses, Pan y circo, es una locución en latín, peyorativa, que describe prácticas gubernamentales para granjearse el voto de la comunidad mediante la oferta y el regalo de entretenimiento y alimento con el fin apaciguar a la población y así ocultar hechos controvertidos. Juvenal, poeta romano, acuñó la frase cien años antes de nuestra era en la Sátira X, donde hacía referencia a los dueños del poder (romanos) al dotar de trigo gratis a los ciudadanos y ofrecer representaciones circenses como medio para incrementar su poder político vía populismo. Pan y circo en el Estado de México y en Coahuila.
En el Estado de México el PRI ha dominado las elecciones desde hace 90 años; siempre ha sido considerado un espacio vital. Con 16.2 millones de habitantes, esa entidad, de acuerdo al censo de 2015, es la más poblada del país. Perderla, en manos del partido de López Obrador, significaría enterrar las esperanzas de triunfo en las elecciones presidenciales del próximo año. Expertos en la práctica Pan y Circo, la maquinaria priísta honró, con toda serie de artilugios, inimaginables en otras latitudes, el eslogan, «Lo hecho en México está bien hecho», vía la compra de votos y el fomento de la impunidad y de la corrupción.
En el Estado de México, Alfredo del Mazo triunfó con 33.72% de los votos; su seguidora, Delfina Gómez, obtuvo 30.81%. La victoria del partido en el poder impidió la alternancia a pesar de los pésimos resultados y la cruda cotidianidad del estado. Unos datos para ilustrar las realidades.
1) El número de feminicidios en 2016 fue de 263, lo que «distinguió» al Estado de México como la capital de los feminicidios en la República mexicana; en esa entidad se lleva a cabo una epidemia silenciosa de asesinatos contra las mujeres. 2) Estadísticas del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social mostraron que la población con alta marginación pasó de 945 mil a un millón 206 mil personas entre 2012 y 2014, es decir, 261 mil ciudadanos más. 3) El número de mexiquenses en «pobreza moderada» aumentó de 6 millones 383 mil a 7 millones 63. Ambas categorías suman un total de 8 millones 269 mil pobres —la mitad de la población. 4) Entre 2012 y 2014 el Estado de México ocupó el segundo lugar donde la pobreza aumentó (sólo fue superado por Chihuahua). 5) En 2014 el número de personas con problemas para contar con servicios básicos de vivienda fue 10.6 por ciento mayor que en 2012. 6) De acuerdo al Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), entre 2012 y 2014, en el rubro rezago educativo la cifra aumentó 2.3 por ciento. 7) El Coneval indicó que en el mismo período las personas que no tuvieron acceso a la alimentación aumentó 24.2 por ciento, lo que significa que 3.55 millones de mexiquenses no tienen acceso a una nutrición adecuada y digna. 8) La entidad ocupa el tercer lugar en trabajadores en comercio informal. 9) En el rubro inseguridad, el 90.7 de la población teme por su seguridad. El Estado de México ocupa el primer lugar en este apartado. 10) No hay espacio para más noticias tristes ni para Coahuila: basta leer las historias de los hermanos Moreira.
Pese al listado previo, sin incluir los datos que se podrían agregar, el PRI sigue reinando en el Estado de México.
Notas insomnes. Pan y circo es la doctrina del partido gobernante. Doctrina cancerígena para México, sana para el PRI.

Por Arnoldo Kraus
(Médico)
EL UNIVERSAL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *