Organización dice que Morena pretende aprobar leyes que avalarían la poligamia y el “poliamor”

GMx

Ciudad de México.- Bajo un paraguas conceptual que retoma teorías y prácticas ajenas a la idiosincrasia nacional, la fracción parlamentaria de Morena en la Cámara de Diputados pretende llevar a cabo la mayor transfiguración normativa, legal y cultural que haya existido en la historia de México con la aprobación de un mega paquete de 48 iniciativas contenidas en un solo dictamen.

Con el uso de falacias como principal argumento, los diputados federales del Movimiento de Regeneración Nacional pretenden imponer supuestos derechos, legislaciones y encuadres culturales que despojarán de la protección materna y paterna e institucional a niñas y niños, y alterarán la naturaleza de instituciones pilares de la sociedad, como la familia, el matrimonio, la protección de los niños y la armonía social.

Organizaciones de la sociedad civil en las que participan representantes de profesionistas, investigadores, académicos, docentes, madres y

padres de familia, abogados, psicólogos y sociólogos, entre muchos más, advierten que los diputados federales intentan inculcar al pueblo de México una forma y estilo de vida que no corresponde a su identidad, cultura e idiosincrasia.

Una reforma legislativa de esta naturaleza despojaría de su esencia, naturaleza y soberanía cultural a los mexicanos, quienes tienen un estilo de vida propio, una forma de vida genuina y un sistema de creencias y prácticas sociales propia de los pueblos originarios, expresó el maestro Abraham Madero, vocero de la organización Dales Voz.

Se pretende imponer un “albazo” legislativo ya que a pesar de que el dictamen de reforma correspondiente considera en total 48 iniciativas de reformas, que abarcan cinco aspectos fundamentales de la vida cotidiana del país, a la fecha el Legislativo no sólo no ha convocado a un debate nacional de los temas, sino que buscan concretar los cambios antes de que muchos de los diputados renuncien para atender agendas político-electorales personales, expresó.

A través de la organización Dales Voz, los diversos grupos de colectivos de profesionistas y representantes de la sociedad civil alertan que a través de conceptos como “igualdad sustantiva”, “género”, y “autonomía reproductiva, entre muchos más, la fracción legislativa de Morena en San Lázaro estaría abriendo un camino legal a prácticas como la pedofilia, poligamia, así como abuso sexual, aborto y cambio de sexo en niñas, niños y adolescentes.

Instituciones pilares de las sociedades contemporáneas como el matrimonio y la familia serían alteradas con los cambios propuestos, para que legalmente sean sustituidas por la figura jurídica de “formas de comunidad familiar”.

Es decir, relaciones al estilo comuna o comunidad, nacionales o extranjeras, con costumbres y estilos propios, sustituirían a la institución del matrimonio, con formas de asociación caracterizadas por la bigamia, poligamia, poliamor e incluso el incesto, como existen en algunas partes del mundo, pero en que México son ilegales.

Otro concepto que entra en la categoría de las falacias argumentativas es el que se refiere a la “autonomía reproductiva”, concepto arropado por organismos internacionales como el Fondo de Población de la ONU y el Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer (CEDAW), que en realidad esconde la intención de llevar a la Constitución el delito de aborto para convertirlo en un supuesto “derecho” y fomentarlo como actividad “normal” entre las niñas y adolescentes.

De un exhaustivo análisis acerca del alcance jurídico y social del paquete de reformas que Morena impulsa en la Cámara de Diputados para que sea aprobado “al vapor”, se desprende que el proyecto excede la regulación en materia de género, ya que a pesar de que existen actualmente legislaciones federales, ahora se busca alterar aspectos relacionados con la protección de la vida, el derecho a la familia, el matrimonio y salud.

Tal y como está incorporado en la legislación vigente, el concepto de “autonomía reproductiva” se refiere única y exclusivamente al derecho que cada familia tiene de elegir libremente el número y espaciamiento   de sus hijos.

Sin embargo, explicó el abogado Abraham Madero, vocero de Dales Voz, los diputados de MORENA intentan una reconfiguración de ese concepto (utilizado regularmente a nivel internacional para argumentar la despenalización del delito de aborto) no solo para que el aborto sea reconocido como un supuesto derecho, sino que su acceso se extienda a niñas y adolescentes.

“IDENTIDAD SEXO-GENÉRICA EN CASO DE NIÑAS, NIÑOS Y ADOLESCENTES” PRETENDE SER TRANSFORMADA EN DERECHO

Una de las propuestas de reforma más polémicas dentro del paquete legislativo es el de crear el “derecho para toda persona” a la “identidad sexual”. Esta modificación implicaría incorporar en la Constitución el derecho a la llamada rectificación sexo genérica o cambio de sexo incluso en niñas y niños, sin que la propuesta incluya ningún análisis o estudio sobre las graves implicaciones hacia estos.

En los hechos, los legisladores que impulsan el mega paquete de reformas están legislando a ciegas, motivamos principalmente por alienar nuestras leyes y marcos normativos a una visión ajena a nuestra identidad e idiosincrasia nacional, agregó el vocero.

Los propios legisladores de Morena y aliados dicen no tienen claro el alcance de las reformas que pretenden aprobar, ni la legislación existe de diversos rubros que consideran en el dictamen que pretenden aprobar sin consenso social.

Otro ejemplo del desconocimiento que evidencian los diputados reformistas de MORENA es la incorporación de los conceptos de “libre desarrollo de la personalidad” y el de “autonomía reproductiva” con el propósito de poner a disposición de la población femenil servicios que le garanticen el más alto nivel de “salud sexual y reproductiva”.

Estamos frente al mayor intento de deformación de la identidad sociocultural de los mexicanos, de la mayor transfiguración contraria al interés de la sociedad, particularmente de las mujeres, las niñas, niños y adolescentes, del matrimonio y la familia.

Acciones vitales para los individuos y la sociedad, como lo son la crianza, patria potestad, protección y salvaguardia de los hijos, los jóvenes y la familia, como piedra angular de la sociedad, quedarían regidas por moldes sociales ajenos, riesgosos y autodestructivos, concluyó el vocero de Dales Voz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *