Se le escapa sueño Tricolor al portero Antonio Rodríguez

Guadalajara.- Previo al arranque del Torneo Clausura 2015, el cuerpo técnico de la Selección Mexicana ya había puesto el ojo sobre Antonio Rodríguez, portero del Guadalajara, para tomarlo en cuenta este verano, ya sea en Copa América o Copa Oro. Sus buenas actuaciones, según fuentes allegadas al cuadro nacional, llenaban el ojo de Miguel Herrera.
Sin embargo, al arranque del certamen, el estratega del Rebaño Sagrado, José Manuel de la Torre, decidió entregarle el puesto al veterano Luis Ernesto Michel. Así, la ilusión de “Toño” se derrumbó, pues sabe que ahora es muy complicado pensar en el representativo nacional. Por eso reconoce que lo vivido en meses recientes no se lo desea a nadie.
“Ahorita es difícil sin tener el ritmo de juego en Liga estoy muy consciente. Si era un objetivo que me planteaba en pretemporada, totalmente, era algo que tenía en mente. Estando afuera es un poco más complicado, el ritmo de juego, con cierta competencia. Me gustaría, me encantaría, pero tengo que trabajar muy fuerte, son decisiones fuera de mi alcance y lo que tenga a la mano, daré lo máximo de mí. Son sueños que todo futbolista mexicano desea llegar a selección nacional, pero hay que estar consciente de cuál es la situación actual y trabajamos para estar ahí algún día”, explica.
Ver escaparse ese sueño, al menos por el momento, es algo difícil de asimilar. A cualquiera le pega, yo soy un ser humano de mucho sentimiento, de mucha pasión en todo lo que hago, en cualquier ámbito de mi vida y claro que duele. El golpe no ha sido fácil. No se lo deseo a nadie y no es algo lindo de vivir, a final de cuentas así me toco. Yo estoy muy agradecido con Dios de que me haya permitido jugar futbol y voy a intentar dar lo máximo de mí, me toque donde me toque estar, añade.
El hecho de que su nombre ya estuviera en la lista de futbolistas observados es de cualquier manera motivo orgullo. Sí, completamente. A final de cuentas, que en un año pudiera estar ahí mi nombre es algo bueno, es una meta que de una u otra manera se cumplió, pero había que terminar el proceso. Qué lindo que en un año me hubiera tenido considerado ahí. Intento trabajar día a día, ya Dios dirá lo que me tiene listo. Sí es algo bonito que suene el nombre, pero de nada sirve si no se cristaliza algún día”, sentencia Rodríguez.
En el Guadalajara, ha sido relegado a disputa la Copa MX, donde su aporte ha sido importante para que Chivas se encuentre en Semifinales, pues acumula 506 minutos sin recibir gol y en la tanda de penales en Cuartos de Final, ante Querétaro, fue el héroe al atajar dos disparos. Y aunque el equipo está a sólo dos partidos del título en dicho certamen, el arquero no se conforma.
No, no me quedo tranquilo. Uno tiene que trazarse objetivos y metas grandes. Claro que sería algo muy lindo, lo que tenga a mi alcance daré lo máximo de mí y si es traer una copa MX, qué lindo, pero no pienso quedarme ahí, ni quedarme con los brazos cruzados.
Primero hay que conseguirla y si se logra, quedarme con los brazos cruzados no es opción para mí, voy a intentar más, daré lo mejor de mí, para cruzar barreras, superar obstáculos y llegar cada vez más alto, concluye Antonio Rodríguez.

vía EL UNIVERSAL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *