El cubrebocas para correr y andar en bici, en la nueva normalidad

GMx

La pandemia del COVID-19 nos ha cambiado la vida a todos, en todos los aspectos y en todo el mundo. En los países en donde se ha logrado cierto control del contagio, es decir, han logrado bajar la cantidad de fallecidos por día (como algunas naciones de Europa y Asia, por ejemplo), están empezando con mucha cautela el regreso a algunas de las muchas actividades que tuvieron que suspender, entre ellas, ejercitarse.

Los parques públicos han abierto y los corredores y triatletas empiezan a salir a la calle para tratar de retomar sus entrenamientos. Este retorno al ejercicio hay que hacerlo con mucha cautela, tanto por la parte física como por la existencia del virus.

Hay que considerar que llevamos varios meses sin movernos ni ejercitarnos de la misma manera que lo hacíamos antes. Hemos permanecido en casa sentados más de lo que normalmente acostumbramos y aun cuando hacemos cierta actividad física no es lo mismo que lo que hacíamos fuera de casa.

Andar en bici, por ejemplo, no es lo mismo usar los rodillos o la bici fija que rodar en una bicicleta de verdad en medio de la calle, con coches y peatones reales. Lo mismo al correr, empecemos mejor a caminar, luego a trotar y después a correr.

Lo único que no podemos permitir ahora es sufrir alguna lesión o accidente por algún descuido porque sería fatal tener que ir a un hospital ahora, en medio de la pandemia. Cuídate y empieza a hacer ejercicio con calma y con mucha precaución.

Y, en cuanto al contagio del virus, es muy importante considerar que el COVID-19 no se ha terminado, existe y es una realidad.

Mientras no exista una vacuna para contrarrestarlo y sea distribuida y aplicada en todo el mundo, todos estamos en riesgo de contagio.

Pues bien, dicho lo anterior, una de las medidas más efectivas para evitar el contagio y disminuir los factores de riesgo es el uso del cubrebocas, un requisito primordial y el más recomendado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), además del distanciamiento social.

CORRE Y CAMINA CON CUBREBOCAS

Desde hace casi 3 meses, el uso del cubrebocas ha pasado a ser parte de nuestra vestimenta para salir de casa.

Por supuesto que no estábamos acostumbrados a usarlo, el cubrebocas era algo especial solo para quienes trabajan en el sector salud.

Hoy es necesario usarlo cuando salimos de casa y estamos en posible contacto con otras personas.

Usarlo para caminar hacia la farmacia, tienda o por la razón que sea necesario salir, es una cosa, pero usar cubrebocas para correr, es algo más complicado. Y hay muchas preguntas en torno a este dilema: usar o no cubrebocas cuando corres o ruedas bici, preguntas que trataremos de resolver consultando algunos expertos.

¿DEBO USAR CUBREBOCAS CUANDO HAGO EJERCICIO AL AIRE LIBRE?

Hace una semana, en el artículo “Una vez abiertos los lugares de entrenamiento, ¿qué riesgos enfrentaremos?», resultó que el ejercicio y lugar donde menos riesgo de contagio existía era caminar y correr al aire libre solo, sin compañía.

Se recomendaba elegir un lugar no muy concurrido y lo suficientemente amplio para poder separarse de las demás personas y mantener la “sana distancia” (que, por cierto, en México, decidieron que era de 1.5 metros de separación, mientras la OMS recomienda 1.80 metros, esto es, casi 2 metros entre personas).

Consultando a varios expertos en la materia, la mayoría de ellos concluyó que hacer ejercicio al aire libre, parecía ser seguro mientras se mantuviera la distancia de 1.80 metros entre personas y no hubiera aglomeraciones. Benjamin Cowling, profesor de epidemiología y bioestadística en la Universidad de Hong Kong y autor de un estudio publicado en la publicación de “Nature” de este mes en donde analizó la respiración, la eliminación de virus y los cubrebocas, comentó: “Considero que es relativamente poca la posibilidad de transmisión del Covid-19 al aire libre excepto en grandes multitudes.” Y añade: “Correr es bueno para la salud y el riesgo de transmisión del virus al aire libre debería ser mínimo, tanto para los corredores que estén sanos como para aquel que pudiera estar contagiado”.

Aún así, deberíamos optar por cubrirnos la nariz y boca mientras hacemos ejercicio al aire libre. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) recomiendan que TODOS usen algún tipo de cubrebocas cuando salen de casa, por seguridad propia y para tranquilidad de los demás, pues es una manera sencilla y práctica de evitar la propagación del contagio. Por lo que SÍ, sí es lo más recomendable usar el cubrebocas mientras te ejercitas.

Artículo retomado de (www.asdeporte.com)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *